Sistema de planeamiento urbano: Señal de sociedad ordenada y educada

Roque De León, articulista de El Atlántico
115 

Las sociedades que alcanzan un alto grado de organización es porque se han propuesto como meta fundamental manejar la planificación como un proceso indispensable en la toma de decisiones para alcanzar un futuro deseado, teniendo en consideración el ambiente actual y los factores internos y externos que pudieran incidir en el logro de los objetivos planteado.

“El planeamiento urbanístico o planificación urbana” es el conjunto de instrumentos técnicos y normativos que se redactan para ordenar el uso del suelo y regular las condiciones para su transformación o, en su defecto, conservación.

Este, está intimamente relacionado con la: geografía, arquitectura, ingeniería en transporte e ingeniería civil en la medida en que ordenan los espacios. Debe asegurarse su correcta integración con las infraestructuras y sistemas urbanos. Es necesario poseer un vasto conocimiento del medio físico, social y económico que se obtiene a través del análisis de acuerdo a los métodos de la: geografía, sociología y demografía, economía y otras disciplinas. “El Planeamiento Urbano” es practicado por arquitectos (mayoritariamente) y también por geógrafos, ingenieros civiles y de transporte y, otros profesionales en los países en los que no existe como disciplina académica independiente.

Sin lugar a dudas, el urbanismo no es sólo el planeamiento sino que precisa de gestión lo que conlleva, una adecuada organización político-administrativa.

Aunque en nuestro país la Oficina de Planeamiento Urbano (OPU) fue creada por la Ley 6232 del 25 de febrero del año 1963 para todas los Ayuntamientos Municipales con más de 50,000 habitantes, a la vez que se estableció bien claro en sus artículos 05 y 08 las funciones del director de la misma; hoy a 57 años hay municipios como Puerto Plata, que esos artículos de la Ley son letras muertas.

Para nadie es un secreto que en Puerto Plata históricamente se ha permitido el desarrollo de urbanizaciones sin el menor cuidado de: conservación del Medio Ambiente sano, construcción de sistemas sanitarios con las instalaciones apropiadas para que en poco tiempo no se entaponen, como sucede en la actualidad; instalación de agua potable con garantía para todos los adquirientes, provisión de un sistema eléctrico que cumpla con las exigencias mínimas, respeto a la proporción de áreas verdes para uso y disfrute de los vecinos, garantía de la seguridad de los habitantes construyendo las calles con los diámetros necesarios, al igual que la facilidad de al menos una entrada y una salida.

A esto tenemos que agregar el permanente irrespeto y violación a la Ley, al permitir levantar edificios e instalar negocios en áreas planificadas y destinadas para residencias; pero sobre todo la permisividad ante la construcción de edifaciones de cuatro niveles y sin parqueos, violentando todos los preceptos legales.

De igual manera tenemos que soportar la aparente complicidad e indiferencia de la (OPU), ante la injustificable arrabalización de las áreas comunes en los proyectos construidos por los gobiernos, sobretodo en Puerto Plata donde esos sectores parecen ser tierra de nadie.

A todo eso debemos agregar la impunidad con que actúan los llamados inversionistas del Sector Turístico, los cuales luego de dañar el medio ambiente y explotar los destinos dejan el hueco y se marchan; ahora tenemos como derivado de sus quiebras la modalidad de “Turismo de Retiro”, que son los residenciales que se están levantando dónde funcionaban algunos hoteles en espacios que en ciertos casos son o han sido propiedad del Estado.

Ante estos atropellos y violaciones de personas que con conocimientos de causa actúan como delincuentes comunes haciendo sus trabajos los fines de semanas y días feriados ante la mirada indiferente de quienes deben garantizar la tranquilidad e inversión de los ciudadanos; debemos demostrar dentro de la legalidad que somos personas con niveles de educación y formación que nos permiten la concienciación suficiente para hacer valer ante las instancias correspondientes los derechos que nos asisten.

Al final recordamos a las autoridades de la Oficina de Planeamiento Urbano en nuestro Ayuntamiento de Puerto Plata que en su origen el espíritu de la Ley 6232, es que ustedes sean garantes de crear las herramientas e instrumentos necesarios para propiciar un crecimiento y desarrollo urbano sostenible en el tiempo, a la vez que inspiren a respetar y mantener el valor de la propiedad privada impulsando la convivencia sana y en armonía, para beneficio y bienestar de todos.

ROQUE J. DE LEÓN B. (MAE)
DIPLOMADO EN COMUNICACIÓN SOCIAL INTEGRAL
MIEMBRO DEL: SNTP Y SINLOPP

Comparte