Como la inteligencia artificial está cambiando el béisbol

Manuel Frías, presidente de FEDOBE

 490 total views,  1 views today

La tecnología ha sido un aliado de los seres humanos desde que tenemos razón. El fuego, por ejemplo, fue en el inicio de los tiempos de la humanidad una tecnología que logro desarrollarnos y abrirnos las puertas a un sistema de vida muy diferente a como los humanos primitivos vivían; con esto, llegaba la evolución misma y el béisbol no se escapa de esta realidad.

Desde los primeros años del béisbol, la implementación de las estadísticas y la creación del Box Score por parte de Henry Chadwick como un recurso dentro del deporte, este paso de ser un simple formato visual a uno analítico, el cual han cambiado y evolucionado hasta lo que hoy conocemos como Sabermetria. De igual forma, las mismas han logrado esa evolución gracias a las computadoras y dispositivos móviles que poseemos en estos tiempos.

Todas estas evoluciones llegan gracias al repunte tecnológico y lo que hoy llamamos Inteligencia Artificial (IA), la cual, mediante programas y algoritmos computarizados logran por si solas arrojar las estadísticas de nueva generación que nos permiten la evaluación del juego en tiempo real, sus jugadores, los futuros prospectos y mucho más; teniendo un punto medio entre la excelencia y la trivialidad.

Programas como StatCast que usa la combinación del TrackMan y el Chyronhego Camara, han cambiado la manera de como vemos un partido de béisbol, al punto en el cual, en tiempo real podemos ver la trayectoria de un batazo, el desplazamiento de un jugador de un punto a otro y hasta saber cuál es el rango de velocidad del giro y movimiento de una pelota, desde el punto de soltura de un lanzador hasta el contacto con la mascota del receptor o el bate. Pero también están las tecnologías como Rapsodo, Edgetronic, Blast Motion y otras, llevan la inteligencia artificial dentro del béisbol a otro nivel.

Desde el año pasado y como parte de un proyecto de la MLB a futuro, la Atlantic League ha estado utilizando con el auspicio de las grandes ligas el TrackMan para ayudar a los árbitros principales. Estos con un sistema apoyado bajo la inteligencia artificial, realiza reconocimientos visuales de los bateadores y ejecuta la zona de strike para cada bateador no importa su contextura física, además de informar en segundos el resultado de un lanzamiento que este dentro o fuera de dicha zona. Esta tecnología o IA (Inteligencia Artificial), ha limitado las tradicionales discusiones entre dirigentes, receptores y bateadores contra los árbitros de turno; además de agilizar todos los partidos de esta liga, ya que los equipos participantes en esta liga poseen el TrackMan instalado en sus estadios.

Independientemente de todo esto, los fanáticos tienen en sus manos la facilidad de descargar en sus Smartphone diferentes aplicaciones que automáticamente les permite tener resultados en tiempo real de las estadísticas que ellos mismos les suministran a estas Apps. Las Tables y los teléfonos inteligentes, que son computadores con inteligencia artificial, les han facilitado la comprensión de estadísticas de nueva generación y como poder usarlas hasta en un partido de pequeñas ligas donde pueden participar sus hijos.

La IA ha estado evolucionando constantemente al punto en el cual, el béisbol ha tenido que apurar el paso para obtener el mejor producto analítico para los equipos de grandes ligas y sus diferentes academias y scouts diseminados en todo el mundo; para que estos puedan tener las mejores herramientas evaluativas al momento de presentar un reporte de atletas observados. Esto significa, que la tecnología de inteligencia artificial que hemos mencionados y las que no, a pesar de estar brindando un extraordinario resultado positivo, en los próximos años estarán siendo cambiadas por otras que harán el mismo trabajo aún más eficiente. Por ejemplo, StatCast que la hemos mencionado y que vemos en los partidos de béisbol desde el 2015. Esta herramienta en un solo partido de béisbol procesa más de 2.5 terabytes de información o Data que van a procesadores de inteligencia artificial y producen el resultado que vemos en esos partidos con esas especificas informaciones para que el fanático viva una experiencia distinta a lo que normalmente vivía en años donde esa tecnología no se utilizaba.

El Béisbol y la Inteligencia Artificial estarán de la mano por muchos años y no veremos un cambio radical a este, hasta que el deporte tal cual lo conocemos hoy en día decida cambiar totalmente su esencia; y para ese entonces, nosotros mismos ya seremos diferentes.

Comparte