Puerto Plata un destino experiencial por naturaleza

Damajagua/Fuente externa.
160 

PUERTO PLATA.-En el nuevo escenario del turismo mundial, la interacción entre visitante y destino se ha vuelto cada vez más importante, el turista ha cambiado significativamente y ahora busca conectar de manera más auténtica con el destino que elige visitar.

Hoy en día, existen muchos factores que influyen a la hora de que un turista elija un destino. Para los visitantes, ya no es suficiente viajar a un lugar donde solo exista el turismo tradicional de sol, hoteles y playa; ahora los viajeros buscan algo más, y es conectar de forma más humana y emocional con la autenticidad de un destino.

Ya el turista no resulta ser un sujeto pasivo, sino, es un actor importante que le interesa vivir experiencias a través del contacto y la interacción con la identidad del destino turístico, por esta razón, lo que busca son momentos inolvidables que perduren por siempre conectados a su ser.

Puerto Plata por naturaleza, resulta ser un destino experiencial, ya que este polo turístico cuenta con gente cálida y acogedora, con maravillosas bondades en atractivos naturales, así como también, con una enorme riqueza histórica, cultural y artística, a esto le sumamos la innovación y creación de productos con sello local, lo que hace que el turista disfrute de lo realmente auténtico del lugar.

Paseo de Doña Blanca, Puerto Plata

Pero eso no se queda ahí, Puerto Plata, es un diamante turístico con otras experiencias diversas que la hacen un destino con un elevado valor diferenciador. Y es que la Novia del Atlántico también cuenta con variados nichos que hacen esta tendencia más atractiva e interesante, como lo es el turismo religioso y espiritual, el turismo patrimonial y arquitectónico.

Asimismo, el turismo gastronómico, el de deporte, de igual modo, el turismo de salud y de bienestar, entre otras opciones que definitivamente posicionan a la Tacita de Plata en un excelente lugar como referente en medio del actual mercado competitivo del turismo experiencial.

Colaboración de Scarlet Gilbert.

Comparte